viernes, 23 de septiembre de 2011

Bodega “Fattoria Moncucchetto"

         
            En el cantón italiano de Ticino  se sabe apreciar el buen vino. Aquí se elaboran actualmente extraordinarios caldos y, además, hay una gran cultura vinícola. Algo que se descubre en las variadas vinaterías que se ven en las calles y en las completas cartas de vinos de muchos de sus restaurantes.
  

          Es muy reconocida la variedad Merlot, que está dando últimamente extraordinarios resultados, pudiéndose encontrar viñas a diferentes alturas. El origen de la vid es de tiempos del imperio romano, aunque sólo a partir de la introducción de esta variedad de uva, a principios del pasado siglo, se empezaron a elaborar vinos de gran calidad, teniendo denominación de origen propia, y siendo muchos de ellos premiados en numerosos concursos internacionales.

   
         Es muy recomendable visitar alguna de estas bodegas. Una de ellas es  Fattoria Moncucchetto”, en Lugano, cuyo edificio fue diseñado por Mario Botta, uno de los grandes arquitectos del mundo y orihundo de estas tierras.

         
         En esta preciosa, coqueta y original bodega tendremos  la suerte de, además de degustar algunos de sus laureados vinos, comer en su restaurante, dirigido por el afamado chef salmantino José de la Iglesia (distinguido en alguna ocasión con la preciada estrella Michelin). Él es, sin duda,  una incuestionable referencia gastronómica en el mundo de la restauración suiza.


 

1 comentario: